CR Actualidad

Genera contenido de valor en la red

Conejo de testeo: ¿Cuál es el propósito de Ralph?

 Conejo de testeo: ¿Cuál es el propósito de Ralph?

Imagen tomada de Internet.

En estos días ha circulado con gran revuelo el corto de la organización Human Society International , narrando la historia de Ralph, un carismático y positivo conejo que menciona que el objetivo de su vida es ser un conejo de testeo, tal y como lo fueron sus padres, sus hermanos y sus hijos. Y sí, Ralph menciona que sus seres queridos ya no están.

En el corto podemos ver detalles profundos que no se perciben a simple vista, como la taza que dice “mejor papá del mundo” en la escena del baño, así como la cantidad de cepillos de dientes, que podrían evidenciar que alguna vez convivió con su familia.

A su vez, en su sala se observa de fondo la foto de Ralph pequeño con sus papás, una imagen de un campo abierto y otra de un cohete, después de haber mencionado que los humanos son seres tan superiores que hasta incluso han ido al espacio.

Ralph usa frases muy concretas y que los directores de este video lograron suavizar, volviéndolo un personaje simpático, lleno de un gran positivismo y hasta tierno, a pesar de las circunstancias que nos muestran de su vida. Este video pretender sensibilizarnos sobre la verdadera y espeluznante crueldad animal que se encuentra detrás de muchísimos de nuestros productos de belleza, limpieza y cuidado personal y que el personaje defiende como su misión en la vida, acotando literalmente que su propósito es brindar a los humanos “La ilusión de un lipstick más seguro”.

Como muestra Ralph, los animales de testeo sufren de afectación en sus ojos y piel dadas las pruebas a las que son sometidos, incluyendo quemaduras químicas como las que enseña este personaje en su espalda. Así como la interrupción de su hábitat natural, a lo que Ralph menciona que si no fuera por los humanos y sus testeos se quedaría sin trabajo, pero al final indica: “estaría en el campo”. ¿No es ahí donde deberían estar todos los animales? En su hábitat natural.

Y el video lo logró. Se ha revivido la polémica de la ética que tienen las empresas que siguen probando en animales, a pesar de la posibilidad de realizar pruebas más certeras, libres de crueldad animal y aprobadas por sus grandes resultados, mejores que los obtenidos de pruebas en animales. Esta semana, después de la viralización del corto, medios de comunicación de todo Latinoamérica han abordado esta temática.

Es así como si escribimos en un buscador sobre cuáles marcas testean en animales, en cuestión de 0,57 segundos encontramos más de 220.000 resultados. Entonces, ¿Qué nos detiene de tomar decisiones de consumo más éticas y responsables?

Como consumidores responsables marcamos la pauta sobre hacia donde van las industrias y los productos. Y que estos se ven influenciados por la demanda que obtengan, por lo tanto, si dejáramos de consumir productos testeados en animales, la aguja sin duda se movería hacia practicas cruelty free y se abandonarían estas formas normalizadas de maltrato.

Ralph también menciona dentro de sus frases que lo hace por los humanos, que son seres superiores. Las implicaciones de ser un ser superior entran en aspectos de ética y moralidad que no vamos a discutir en esta ocasión, sin embargo, sí debemos reflexionar el hecho de que como seres humanos tenemos la posibilidad de decidir si nuestras acciones tienen un impacto positivo o negativo en la sociedad y el ambiente. Aquí es donde entra nuestra conciencia de consumo, que se relaciona con la sostenibilidad y las implicaciones de las compras que realizamos, con mayor razón si involucra otras vidas animales.

Como sociedad que busca la transición hacia actividades más sostenibles, una de nuestras guías más claras son los Objetivos de Desarrollo Sostenible (ODS), el cual tiene como lema “no dejar a nadie atrás”. Esto no solo se refiere a no dejar a ninguna persona atrás, sino también considerar el valor de las otras especies de nuestro ecosistema y alcanzar el equilibrio entre lo que consumimos y generamos, en relación con las necesidades de todos los seres vivos.

El ODS 12 tiene como objetivo alcanzar la producción y el consumo responsable, planteando metas relacionadas con la forma en que generamos industrias más sostenibles en el tiempo y en relación con los recursos con que contamos, incluyendo los animales que forman parte de los procesos de producción, buscando la transición hacia economías más éticas y equitativas. ( FUENTE ONU )

A su vez, como ciudadanos tenemos los Objetivos para Vivir Mejor, iniciativa que traduce los ODS en acciones para individuos, llamada en inglés Good Life Goals. El número 9 nos aconseja tomar decisiones inteligentes (make smart choices, https://www.goodlifegoals.org/) ya que se nos olvida nuestro poder como consumidores. Este objetivo 9 nos invita a consumir más inteligentemente, considerando el bienestar de todos los seres y nuestro papel en la sociedad. Esto reaviva las discusiones sobre nuestra mencionada superioridad como seres humanos, que indica el propio Ralph.

Este corto ha permitido volver a poner sobre la mesa la humanidad e integridad de los productos que apoyamos, pero más allá de eso, la discutida capacidad de ser superiores. Si Ralph lograba la “empatía” para sacrificarse por el bienestar de un ser “superior”: ¿Por qué los humanos no logramos esa empatía con otros seres vivos para terminar su sufrimiento innecesario?

Sin duda necesitábamos esta discusión y el refrescamiento de conciencia #SaveRalph

 

Este artículo representa la opinión/posición de su autora*

Eloísa Araya Valverde

Eloísa Araya Valverde

Lic. en Salud Ambiental, Universidad de Costa Rica. Actualmente, cursa la Maestría en Sistemas Integrados de Gestión con especialidad en Seguridad Laboral, Universidad de la Rioja, España. Con experiencia en equipos de trabajo en sistemas de gestión de la sostenibilidad y la responsabilidad social, con proyectos en salud, y seguridad laboral, iniciativas ambientales de reducción y compensación, gestión de la calidad y protocolos de seguridad.

Artículos relacionados