CR Actualidad

Genera contenido de valor en la red

Razones por las que amarás jugar lego aunque seas adulto

 Razones por las que amarás jugar lego aunque seas adulto

Imagen ilustrativa. Foto creada por freepik – www.freepik.es

En casa, mi hermano mayor era el fan de los Legos, no sé si por ser hombre y por eso el juguete social de preferencia que le regalaban eran Legos, o por si cuenta propia él siempre los amó. La cuestión es que creció y decidió estudiar ingeniería civil. Yo, en cambio crecí y estudié psicología y hoy que tengo un hijo y me siento a construir  junto a él y me pregunto si teniendo ese mismo estímulo me hubiera orientado a una carrera de ingenierías.

Ahora que soy mayor, mis ganas de ensamblaje se disparan cada que mi hijo me pide ayuda para armar un nuevo lego. Usualmente yo le ayudo con indicaciones y el lo va armando solo. Algunas veces le cuesta ensamblar por lo que también le ayudo con eso. Me recuerda cuando era pequeña, tomaba los Legos de mi hermano y con mis pequeños dedos y mísera fuerza no podía separarlos, así que optaba por hacerlo con los dientes, esto dejaba marca y hacía que mi hermano llorara.

Pero, hace unas semanas mi hijo recibió una pequeña donación de dinero, y, sin pensarlo dos veces, me dijo que nos fuéramos a la tienda, puesto que le alcanzaba para comprarse uno de los famosos Legos. Nos encontramos en la tienda un lindo camper que trae además tres figuras, entre ellas un bebé, así que elegimos ese y de regreso a casa nos acomodamos en la mesa y sacamos cada bolsa de la caja.

Me llamó la atención ver un código QR en la caja, creo que anteriormente no había visto ese detalle así que lo descargué, y me encontré con la maravilla de que Lego tiene app que se llama “Instrucciones de Montaje LEGO”, la descargué y de una vez me tiró el set del camper. Lo que más me gustó es que, además de traer el manual y los instructivos en pdf, los trae en 3D, así que esto ayudó muchísimo a entender cómo ir armando cada parte del set.

La imagen se puede mover para todos los lados, incluso acercar y alejar, rotar en cualquier dirección y volver a la posición original. Cada vez que avanzas la misma app brinda refuerzos positivos con estallidos de bombetas celebrando, así que esto emocionaba más a mi hijo. Por lo general, se dificultaba que él ubicara lo que estuviese armando con los lados correctos, pero al tener la imagen en 3D y poder rotarla brindaba una claridad y agilidad en el ensamblaje.

La app también te da la opción de retroceder en caso de que te saltaste algún paso o desees revisar el avance que llevas. Te dice qué piezas vas a necesitar, cuántas figuras debes armar y hasta cuántas piezas en total trae el set. Da la ventaja de incluso dejar la app abierta para que los infantes solo den clíck al siguiente paso y construir por sí mismos.

En general me parece que está muy bien creada, es sencilla y brinda la oportunidad de ser accesible. Por igual, las cajas siguen trayendo las instrucciones impresas, pero en vista de un mundo eco amigable y sostenible con el tiempo, que una compañía como LEGO, con todo su tiempo recorrido, pueda adaptarse a las nuevas generaciones les da un plus.

Sé que Lego como marca no es barata en Costa Rica, pero si alguna vez tienen la oportunidad de regalar uno, no la dejen pasar. Me encanta poder entrar a su tienda y descubrir que incluso se adaptan a ser juegos para grandes. Vi un piano, un carro de carreras, vi de Disney, de Mickey Mouse, de castillos y princesas, de Batman, incluso uno que me explotó la emoción fue un robot que lo construyes y podés conectarlo al celular para enviarle comandos y jugar con él.

El futuro de nuestros infantes, futuros profesionales de ingeniería, está a un paso de sólo empezar a ensamblar y dejar volar la imaginación.

Mariela Martínez

Mariela Martínez

Psicóloga Clínica por la Universidad Latina de Costa Rica. Capacitadora y docente universitaria. Especialista en Neuromarketing por el Tecnológico de Costa Rica. Coordinadora de proyectos.

Artículos relacionados

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *